miércoles, 13 de julio de 2011

Coslada - Derby: el viaje

Bueno pues después de un largo viaje de unas 36 horas por fin he llegado a Derby. Como he venido con el coche el viaje ha sido Madrid-Santander, luego ferry desde Santander a Portsmouth (24 horas) y por último de nuevo en el coche desde Portsmouth hasta Derby. La verdad es que ha sido toda una experiencia esto de hacer un viaje en ferry, conducir por primera vez por la izquierda, ...

Lo primero el coche. Nunca pensé que podría meter tantas cosas en el León y resulta que incluso me ha sobrado sitio. Vamos que he metido incluso alguna cosa que no tenía prevista. He podido incluso colocar la bandeja trasera en su sitio, quedando desde esa altura todo el espacio libre por si hubiera querido meter más cosas.

110711_131243.jpg

El barco es enorme y el proceso de meter los coches en el barco lo tienen muy estudiado. En total caben hasta 650 coches en el barco y lo que hacen es tener una zona de aparcamiento al lado del barco en la que te van dividiendo en filas. Una vez has aparcado puedes irte a dar una vuelta hasta que dos horas antes de la hora programada de salida del barco comienza el proceso de meter los coches dentro. Una vez aparcas el coche donde te dicen tienes que sacar del coche lo que vayas a necesitar durante el viaje, ya que una vez sale el barco ya no se puede acceder a los garajes.

Ya con el barco en movimiento y una vez instalado en el camarote, puedes hacer un montón de cosas en el barco. Yo lo primero que hice fue darme una vuelta por todas las plantas, vamos recorrerme el barco entero para ver los restaurantes, bares, tiendas, piscina, solarium, helipuerto, ... Bastante interesante la verdad ver como lo tienen todo montado. Dentro del barco todo se puede pagar con tarjeta de crédito y con dinero en efectivo tanto en libras como en euros, aunque el cambio que aplican (0.8 libras por cada euro) hace que salga mucho más rentable pagar en libras.

110711_160529.jpg

Traje preparada biodramina para los mareos pero la verdad es que no la he necesitado. Al principio si que notas un poco el movimiento del barco, sobre todo cuando sales a alguna de las cubiertas, pero una vez te acostumbras la verdad es que yo al menos no he notado ningún efecto de mareo. Resulta curioso ver bolsas de papel como las que hay en los aviones por si acaso tienes cualquier problema severo (ganas de vomitar, hablando claro) en cualquier sitio del barco.

Una cosa por la que tenía curiosidad es ver la velocidad de crucero a la que va el barco, así que a las 3 o 4 horas de comenzar el viaje salí con el móvil, encendí el GPS y vi que mantiene una velocidad de unos 43 km/h. No se si irá constantemente a esa velocidad o si habrá tramos en los que la variará, pero al menos resolví mi duda.

Durante la tarde y la mañana del día siguiente he matado el tiempo dando paseos por el barco, viendo algunos capítulos de "The Big Bang Theory", que me tiene enganchado, leyendo algunas revistas y el libro que acabo de empezar y que me regaló mi hermana "Correr o morir" de Kilian Jornet. El libro es ultramotivante, vamos que si se pudiera correr por el barco habría estado toda la tarde corriendo...jejeje. El libro habla sobre las "aventuras" Kilian Jornet, un corredor de ultrafondo español que a pesar de su juventud (nacido en 1987) está marcando una época y consiguiendo batir todos los records de las pruebas en las que participa. Cuenta algunos de los retos que ha afrontado en su vida deportiva, cosas de su infancia, ... Me ha enganchado y ya he leído casi la mitad del libro.

110712_131739.jpg

Pensé que no iba a ser capaz de dormir muy bien en el camarote, pero la verdad es que han sido casi 9 horas las que he estado durmiendo que me han sentado de maravilla.

110712_130456.jpg   110712_130616.jpg

Y así poco a poco se han pasado las 24 horas de barco. Luego el proceso de salir del mismo con el coche, que es un poco lento junto con el paso de la aduana donde te piden la documentación y poco más. El último paso han sido los 300km de coche conduciendo por la izquierda. No se me ha dado mal, pero al principio la verdad es que vas con mil ojos. En carreteras grandes de varios carriles se va bien, pegadito a tu carril de la izquierda y cambiándote a alguno de los otros dos para adelantar. En las de doble sentido es más complicado y hay que ir más atento. Con el GPS la verdad es que no he tenido ningún problema y he llegado a la primera.

Sobre el apartamento en el que ya me he instalado poco que contar por el momento. Mañana más tranquilamente tiraré algunas fotos y contaré como es, que de momento con haber subido todo del coche y colocado unas cuantas cosas ya he tenido suficiente por hoy...

5 comentarios:

acorroto 13 de julio de 2011, 8:31  

Comienza la aventura.. la pega es que tendras que ir a trabajar jejeje.
El barco es una pasada, cuando leo estas cosas es cuando me arrepiento de no haber seguido estudiando navales... Pero bueno,ya veo que ha salido el nº 3 de Triatlon, ya me la pillare, pero lo que si queria era el libro de Kilian ya me habian hablado de el y con lo que cuentas tu me apetece bastante leerlo.
Buena estancia y sigue contando.
Un saludo.

David 13 de julio de 2011, 9:40  

Bueno Alex, vívelo intensamente y no dejes de contarlo, seguro que hay un montón de gente que seguiremos tus andanzas, cualquier anécdota, por tonta que parezca, a mi me resulta interesante.

Anónimo 15 de julio de 2011, 11:47  

Genial, macho! La verdad que te tengo un poco de envidia. También yo recuerdo cuando tuve intención de estar trabajando en Irlanda y no se dió. Disfrútalo y cuéntanos.

Isaac

Alejandro de las Heras 16 de julio de 2011, 1:46  

Tu todavía has empezado a conducir por la izquierda pero con el volante a la izquierda. Yo la primera vez, empecé de entrada con el volante a la derecha en un país donde seguro que no se conduce como en Reino Unido. Fue en Malta. En la primera rotonda ya me salí por donde no era... pero es cierto que a los 10 minutos ya había empezado a conducir con el lado derecho del cerebro. Lo peor es cambiar con la mano izquierda. Los que la tenemos de adorno tardamos en encontrar el punto de la palanca para ir pasando de unas a otras.

Lo del ferry es una pasada. Lo siguiente que tienes que probar es un crucero... pero no te lo recorras andando, que entre que tardarías todo el día igual te pierdes y no sabes volver a tu camarote, jajajaja.

Me alegro de que hayas tenido un buen viaje... ahora a disfrutar de la experiencia.

Jandercito 16 de julio de 2011, 12:38  

Gracias a todos por vuestros comentarios.

@acorroto: bueno, trabajar hay que trabajar, claro, sino sería demasiado fácil...jejeje. El libro es 100% recomendable, de verdad.

@David: gracias David. Seguiré escribiendo por aquí, de eso puedes estar seguro.

@Isaac: bueno Isaac, la verdad es que esto es toda una experiencia. Ahora al principio todo es nuevo y todo te choca, pero la verdad es que por el momento me está gustando

@Alejandro: de momento lo de conducir por la izquierda y encima con un coche inglés va a ser que no. Siempre he pensado que cambiar de marchas con la izquierda me costaría muchísimo.

  © Blogger template 'Isolation' by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP